viernes, 7 de febrero de 2014

Semana horrible, partido clave

Sergio Lobera, dirigiendo a la UD ante el Alavés. Foto: udlaspalmas.es

Semana calentita para la UD Las Palmas. Se inició con una reunión del Consejo de Administración para abordar el tema deportivo, continuó con fuertes rumores de periodistas sobre la destitución de Sergio Lobera y posibles sustitutos, el descartado Atouba añadió más leña al fuego cuestionando la capacidad y apoyo de los futbolistas hacia el entrenador, para finalmente el Presidente salir a desmentir a los medios de comunicación creando a su vez más dudas si cabe sobre la relación de la dirección deportiva (con Juanito a la cabeza) con el técnico amarillo. Y a todo esto llega el partido ante el Numancia en el Gran Canaria. El tópico una final, nunca se me antojó tan apropiado.
 
Sólo los protagonistas saben cual es la verdad. Mientras, en este texto sólo se pueden mostrar indicios. Yo pensaba (y sigo pensando) que la posible sustitución de Lobera si se llegaba a producir no dependía de si encontraban un sustituto (sonaron con fuerza Gorosito y Bordalás). Creo que entrenadores en paro hay a patadas y que incluso de manera provisional es normal que los clubes tiren de entrenadores de la casa. A raíz de escuchar al presidente Miguel Ángel Ramírez en algunas cosas me reafirmo y en otras me deja muchas dudas, entendiendo parcialmente lo publicado por los periodistas.

De lo mucho dicho por el máximo mandatario amarillo abordaré dos cuestiones. 1) Desmintió que se fuera a destituir a Sergio Lobera esta semana, y mucho menos que la decisión dependiera de encontrar un sustituto. Además, en tal caso habría entrenadores de la casa que están haciendo méritos (en clara alusión a Víctor Afonso). -Yo aquí sigo pensando lo mismo-. 2) Como comentaba anteriormente me deja dudas en la parte referente a la dirección deportiva, argumentando Ramírez que la dirección deportiva emite informes negativos en la evaluación del entrenador y que sondea a otros técnicos por si el presidente decidiera despedir a Lobera, tener nombres de posibles sustitutos ya que se trata de un club profesional. -Yo aquí considero que indistintamente de si era cierto o no el supuesto cese del técnico, el propio Club está alimentando los rumores tanteando a otros entrenadores-.

Entre la afición, las opiniones en las RRSS se pueden dividir en varios grupos. Hay quienes critican a los periodistas por lanzar o dar credibilidad absoluta a determinados rumores afectando a la estabilidad del Club, y hay aficionados que opinan todo los contrario dado que consideran que la UD es un desastre, un despelote y poco seria. Paralelamente a este debate, se encuentran los que todavía confían en Lobera, y los que abogan por su reemplazo.

En medio de todo este revuelo llega el Numancia con el recién firmado David González, una de las víctimas de Lobera. Siempre he pensado que se ha sido injusto con él. Después de toda una vida en la UD (a buen nivel en la etapa preLobera) no merecía salir por la puerta de atrás. Quien sabe si El Moco da la puntilla a su verdugo. Con respecto a Sergio Lobera, es cierto que deportivamente la UD obtiene los mejores resultados de los últimos años, pero no es menos cierto que nunca tuvimos las plantillas que se le han dado al actual míster. Los números en casa son muy pobres, las alineaciones y cambios discutidas, las sensaciones y dinámica son malas, pero el objetivo del ascenso (directo es la prioridad) es todavía realizable. Creo que si destituyeran al entrenador no sería ni mucho menos injusto. Una plantilla confeccionada para el ascenso directo a día de hoy es octava. Pero no por eso deseo que se le despida. Ojalá acabase la temporada si ello significa que hemos logrado lo que los distintos grupos de opinión de aficionados, periodistas, directiva, dirección deportiva, cuerpo técnico y jugadores queremos: ascender a Primera División.

2 comentarios:

Joaquín Casais dijo...

Se te echaba de menos Bryan. Que bien sienta hacerse un café y sentarse a leer un nuevo artículo de FútbolSinHumo.com. Yo soy de los que estoy a favor de que destituyan a Lobera, y creo que cuanto antes mejor, porque no lo veo capaz de sacar el equipo adelante. El año pasado fue lo mismo, y si estuvimos en playoff fue en mi opinión, por las individualidades. Por otro lado, si van a traer a los que estaban sonando (Gorosito y Bordalás)... prefiero que se quede. Yo apostaría por Víctor Afonso. ¿Qué tenía Lobera cuando llegó que no tenga Víctor Afonso ahora?. Si, que entrenó al barsa B en el 2006...y que no es canario ni de la casa. Para un proyecto de cantera como tenemos, creo que es el entrenador perfecto ahora mismo. Por otro lado añadiría también como puntos en contra de Lobera, no sólo que ha tenido las mejores plantillas de los últimos años, sino que ha tenido y tiene aún, el mayor respaldo que le he visto a un entrenador de la UD Las palmas en años. Me encantaría ver un día un entrenador de la casa, llámase Víctor Afonso o Tino "el escachao", con todo el apoyo que ha tenido Lobera tanto de la directiva, como de la afición y la prensa. Un saludo y enhorabuena, como siempre, da gusto leerte!

Bryan Torres dijo...

Me parece muy interesante la pregunta que planteas. "¿Qué tenía Sergio Lobera cuando llegó que no tenga ahora Víctor Afonso?" A Lobera se le presupone un mayor conocimiento llamémosle académico del juego. Víctor posiblemente no tiene la formación de Lobera pero tiene a su favor que ha sido futbolista profesional, durante muchos años ha estado en la UD (como jugador y entrenador) conociendo a la perfección el Club y su entorno (hace unos años también era cuestionado en el filial). Muchas gracias por el comenario y los elogios. Un abrazo.